Las organizaciones cívicas, congregaciones religiosas,  escuelas, cooperativas y otras empresas de la economía social tenemos una responsabilidad muy grande en nuestra manera de consumir y contratar servicios. En este artículo te presentamos nuestras propuestas, y te invitamos a “votar” por la inclusión, y por un consumo justo y solidario”.

Tu compra tu voto

Share This